Sin fines de lucro de Martha Nussbaum

De Nomono
Saltar a: navegación, buscar

Estas son mis notas sobre el libro "Sin fines de lucro" de Martha Nussbaum.

Sin fines de lucro Martha Nussbaum

20

Se están produciendo cambios drásticos en aquello que las sociedades democráticas enseñan a sus jóvenes, pero se trata de cambios que aún no se sometieron a un análisis profundo. Sedientos de dinero, los estados nacionales y sus sistemas de educación están descartando sin advertirlo ciertas aptitudes que son necesarias para mantener viva la democracia. Si esta tendencia se prolonga, las naciones de todo el mundo en breve producirán generaciones enteras de maquinas utilitarias, en lugar de ciudadanos cabales con capacidad de pensar por sí mismos, poseer una mirada crítica sobre las tradiciones y comprender la importancia de los logros y los sufrimientos ajenos. El futuro de la democracia a escala mundial pende de un hilo.

28

Educación para la vida: "On education" de Harry Brighouse "The ethics of identity", informe IEAP. Ver desarrollo de uno mismo por Kwame Anthony Appiah. En español "La ética de la identidad"

30

La mayoría de nosotros no elegiría vivir en una nación próspera que hubiera dejado de ser democrática

Ningún sistema educativo funciona bien si sus beneficios solo llegan a las élites más adineradas. La distribución del acceso a la educación de calidad es un asunto urgente para todas las democracias modernas.

44

Los estudiantes debían memorizar y regurgitar en los exámenes nacionales obligatorios esta norma tan controvertida, según la cual si a la nación le va bien, a sus integrantes también, aunque sean muy pobres y sufran numerosas privaciones

53

Ahora bien, los mitos de la pureza reflejados en ambos casos resultan engañosos y nocivos. En efecto, ninguna sociedad es pura.

60

En la teoría de la educación de Rousseau, el aprendizaje sobre la debilidad básica del ser humano es un elemento central, pues sólo el reconocimiento de esa debilidad nos permite transformar os en seres sociales y, por lo tanto, formar la humanidad. (...) Rousseau señala que los nobles de Francia no recibieron